María Dolores Arias

Nació un 30 de septiembre en México, D.F., donde sólo enterró el ombligo, porque creció y vivió la mayor parte de su infancia y adolescencia en Coatzacoalcos, Veracruz. María Dolores ha heredado el carácter fuerte y decidido de las mujeres del istmo de Oaxaca, tierra de sus abuelas. Sus pasiones son aprender todos los días, disfrutar de sus amigos y familia cuando se puede coincidir en el tiempo y el espacio.

María Dolores inicia el nuevo milenio al trasladarse Guatemala a principios del año 2000. Luego de casi una década en tierras chapinas, María Dolores ha evolucionado en una especie de mezcla jarocha-istmeña-chapina. Y en la lejanía, aunque lo niegue, algo de chilanga también.

Por siete años ha dirigido Tiempo Espacio, S.A., productora de programas de opinión, análisis y entretenimiento que es una empresa líder en su área, innovando la forma de crear contenido informativo. Adicional a sus labores ejecutivas, a partir de abril de 2008, inició como conductora titular del programa +Negocios y en el 2009 se incorporó como co-conductora del programa Contravía los miércoles y viernes por la mañana, así como 4 puntos los lunes de 7 a 8 de la noche.

Previo a su incursión en el mundo de la opinión pública y el periodismo responsable, María Dolores trabajó como consultora en México y Guatemala en el área informática en la región Este (Puebla, Tlaxcala y Veracruz) del programa de Cajas Solidarias de Ahorro, donde tuvo la oportunidad de conocer la iniciativa y “empresarialidad” de la gente del campo.

También realizó consultorías en soluciones de búsqueda y procesamiento de información, desarrollo de sitios web, manejo de crisis y relaciones públicas, planeación estratégica y estudios de mercado.

En el año 2008 María Dolores obtuvo su MBA con minor en Marketing de la Escuela de Negocios de la Universidad Francisco Marroquín. Adicionalmente, también obtuvo una Maestría en Administración con énfasis en Organización y Sistemas en la Universidad Veracruzana, al igual que su licenciatura en Informática. En dicha casa de estudios formó parte de la selección de basquetbol de su facultad.

Esta experiencia, así como vivir fuera de su casa, le enseñaron a valorar el trabajo en equipo, encestar en la canasta de la vida y defender su área limpiamente.

Y la historia continúa…